La Palma, La Isla Bonita

Por sus increíbles paisajes, sus imponentes volcanes, sus profundos bosques, sus acogedoras playas, y por sus cielos llenos de estrellas, esta isla es conocida como la isla bonita.

La Palma es un paraíso medio virgen con un paisaje volcánico como telón de fondo. Quizás la mejor forma de experimentar la escarpada belleza de La Palma sea recorrer el Parque Nacional de la Caldera de Taburiente o las estrechas gargantas del bosque de Los Tilos. Las frías aguas de la piscina natural de Charco Azul apetecen especialmente en un día caluroso. Las oscuras arenas de Playa Nueva son fantásticas para tomar el sol o echarte una siesta. Las salinas, los volcanes, la gastronomía basada en lo que produce la agricultura en una buena tierra, con productos y recetas hijas del mestizaje entre tres continentes.


A La Palma la gente viene principalmente por Turismo de Naturaleza (senderismo, bicis, montaña),  Turismo de Estrellas, inviernos apacibles en Europa, tranquilidad, buena comida…

Si no sabes qué hacer en La Palma lo mejor es que te pongas en contacto con profesionales del sector del turismo de aventuras, online o acudiendo a los puntos de información turística. Mira en los contactos de “sugerencias”.

Turismo rural La Palma

El turismo está creciendo últimamente. Alojamientos de turismo rural, pequeños hoteles.. es lo que más demandan los visitantes de La Palma. También son sensibles a la buena alimentación,y suelen tener preferencia por los productos ecológicos y la sostenibilidad.

Sin lugar a dudas el sector primario es la fuente económica de la isla, pues posee buen clima, buen agua y abundante además de suelos cargados de nutrientes. Dentro de la agricultura destaca el Plátano. El cultivo del plátano en La Isla de La Palma reporta directa e indirectamente más de la mitad del movimiento económico insular.